El #señorsmoothies sólo come uva en Fin de Año, y por supuesto después de hacerle una autopsia a las 12 mini uvas que ha escogido minuciosamente para quitarles la piel y las pepitas (y aun así se atraganta el tío, porque las come utilizando la técnica del hamster. En fin, es divertidísimo, siempre empiezo el año partiéndome de risa).

La cuestión es que preparé este smoothie sin decirle de qué era (como siempre, vamos) ¡y a la primera cucharada me dijo que estaba buenísimo! (es un público difícil cuando se trata de smoothies, no os penséis).

Imaginad, claro, mi sonrisa de satisfacción... 😏 Y no porque le gustara el smoothie, sino por haberle hecho comer una fruta que él dice que no le gusta. Con piel. Y pepitas.

Qué mala soy. ¡Feliz día! 😎

Base:

  • 2 tazas de uva
  • 1 taza de leche de coco (esta es de Ecomil)
  • 1 taza de coliflor congelada
  • 1 cucharada de harina de chufa
  • 1 cucharada de colágeno
  • 1 cucharada de psyllium

Arriba: pudding de chía y leche de coco, arándanos, semillas de cáñamo y chía, coco y nibs de cacao.