El verano pasado preparaba en casa mi propio kéfir de agua de coco, ¡qué rico! 😋

Este año me he pasado al agua con gas, un chorrito de zumo de limón y un poco de agua de coco porque el kéfir de agua tiene algo de alcohol (según el grado de fermentación) y con el embarazo no quiero arriesgarme, claro.

Hablando del ratón, hoy ha tocado ecografía y el señorito sigue de nalgas (estoy en la semana 34 y pesa 2.3 kg). Sí, ya estoy investigando todas las posturas que recomiendan para ayudar a que se gire, espero que me haga caso.

1 minuto · 1 persona

Ingredientes:

  • Agua con gas
  • Un chorrito de zumo de limón
  • Agua de coco hasta lograr el dulzor que más te guste