Estos palitos pasaron el test de mi señor esposo a la primera, y eso no ocurre así tan a menudo con algunas de las adaptaciones sin gluten que voy haciendo. Recuerdo perfectamente su cara de 'pse...' la primera vez que hice este pan de trigo sarraceno, y ahora le encanta.

La cuestión es que estos palitos fueron amor al primer bocado. Hice solamente 6 para probar, y volaron.

Esta vez he repetido la receta ampliando las cantidades y especificándolas en gramos y mililitros, que yo voy por la vida con mis tazas y cucharadas y me quedo tan ancha, pero es verdad que muchos y muchas no tenéis (aun, porque caeréis) un juego de tazas y cucharas medidoras.

Con estas cantidades yo he preparado 16 palitos de unos 17 cm de largo. Puedes hacer más palitos más cortos, o menos más largos. Quedan tostaditos y crujientes, incluso al día siguiente. Tengo uno guardado para mañana, en cuanto lo pruebe editaré esta línea para haceros saber qué tal están dos días después.

Ingredientes

  • 1 taza de harina de trigo sarraceno (135 g)
  • ½ de taza de arrurruz (70 g)*
  • 2 cucharadas de sésamo molido (20 g)
  • 4 cucharadas de ghee o aceite de oliva (35 g)
  • 1/3 de taza de agua (85 ml)
  • ½ de cucharadita de sal (3 g)
  • Opcional: orégano, tomillo, pimienta... Usa las especias que más te gusten para personalizar tus palitos

* El arrurruz es la harina de un tubérculo del mismo nombre. No tiene sabor y suele emplearse para aligerar recetas. Es además una fuente de almidón resistente, un excelente prebiótico para nuestra flora bacteriana.

Instrucciones

  • Mezcla todos los ingredientes excepto el agua en un bol. Trabaja bien la masa para que el ghee o el aceite quede bien integrado. El resultado será una especie de arena.
  • Añade el agua y vuelve a trabajar la masa hasta que puedas formar una bola.
  • Divide la masa en trozos iguales. Para hacerlo yo creo una especie de galleta gigante con toda la masa, y la voy dividiendo en mitades con la ayuda de un cuchillo. Primero la mitad de la galleta, después la mitad de esa mitad, la mitad del cuarto, etc. De este modo obtuve 16 trozos de masa para formar después 16 palitos.
  • Deja reposar los trozos de masa durante 5 minutos mientras pones el horno a precalentar a 200 º C.
  • Haz rodar cada trozo de masa con tus manos para formar un bastoncillo. Si se rompe, vuelve a formar una bola e inténtalo de nuevo.
  • Ve colocando los palitos en la bandeja del horno sobre un papel antiadherente o una bandeja de silicona.
  • Hornea durante 25 minutos a 200 º C.